Indicaciones Generales

Hábitos que hay que evitar incluyen:

  • Comer en exceso (comer grandes cantidades habitualmente)
  • Ingerir grandes cantidades de líquido con los alimentos
  • Comer demasiado rápido
  • Tomar bebidas específicas, incluyendo:
    • Alcohol
    • Bebidas cafeinadas
    • Café con o sin cafeína
    • Bebidas carbonatadas
  • Comer alimentos específicos, incluyendo:
    • Alimentos altos en grasa
    • Alimentos condimentados
    • Chocolate
    • Cebollas
    • Menta
    • Frutas cítricas
    • Productos de tomate

Fumar cigarros debilita el esfínter esofágico inferior. Dejar de fumar puede ayudar a reducir los síntomas de GERD.

Después de consumir sus alimentos, espere al menos 2-3 horas antes de recostarse. Esto podría reducir el reflujo al darle al estómago tiempo para vaciarse.

Hacer ejercicio inmediatamente después de comer (especialmente trotar o la actividad vigorosa) puede causar que el ácido estomacal refluya dentro del esófago. Espere al menos 2-3 horas después de comer para hacer ejercicio.

Usar prendas o cinturones que sean demasiado ajustados puede incrementar el riesgo de reflujo de ácido estomacal al incrementar la presión abdominal. Por la misma razón, no se incline o haga esfuerzo, especialmente al poco tiempo después de los alimentos.

Si usted tiene sobrepeso, bajar de peso y llevar su peso dentro del rango saludable puede ayudar a reducir los síntomas de GERD.

Eleve la cabecera de su cama al colocar bases de 4-6 pulgadas debajo de las patas en la cabecera de la cama. Esto reduce la acidez estomacal al permitir que la gravedad minimice el reflujo de contenidos estomacales dentro del esófago.

Masticar goma de mascar sin azúcar puede ayudar a tratar GERD al incrementar el flujo de saliva. La saliva es alcalina, lo cual puede ayudar a neutralizar los ácidos en el esófago. Asegúrese que la goma de mascar sea sin azúcar; la goma de mascar con azúcar puede fomentar la caries dental.

Contacte a su médico si se desarrollan nuevos síntomas, o si los síntomas antiguos persisten, empeoran, o reaparecen a pesar de cambiar sus hábitos del estilo de vida.